Un mundo de ciegos cómodos

desde el mundo de: tumblr

No es necesario ser ciego para no ver lo que ocurre a nuestro alrededor. Pasan los días, meses y años y seguimos viendo lo que queremos ver, lo que nos interesa, lo que nos conviene y lo que en definitiva no logra incomodarnos en lo más mínimo. Somos seres de costumbres y que por sobre todo siempre preferirán la comodidad y el bienestar propio y con un poco de suerte el de su círculo más cercano.

Somos seres sociales, que pueden hablar, pensar y razonar, pero en toda la creación a la vez somos los más egoístas, los más indolentes ante el dolor y la necesidad del resto de los de nuestra especie. Prendemos la televisión y nos da vergüenza escuchar las noticias, que un hombre mató otra vez a su esposa, o que otro violó a su hija, que alguien más murió a manos de delincuentes o de un miembro de su propia familia. Son noticias tan comunes, que justo cuando creemos que no podría ser peor viene otra y otra más. Y si, si puede llegar a ser peor.

Somos ciegos porque no queremos ver, no vale la pena echarle la culpa a nadie más, ni a una iglesia, ni a las creencias o religiones, ni a la ignorancia, ni a los líderes sociales, políticos, ni a la crianza de nuestros padres, no vale la pena desligar al hombre de su responsabilidad. Somos nosotros mismos los que nos tapamos los ojos para no seguir mirando, porque si no miramos, no nos duele, si no miramos, estamos libres de quedarnos en la misma posición, podemos tomar distancia, y seguir protegiendo nuestros intereses.

 

Mientras no nos saquemos las manos de los ojos seguiremos buscando nuestro propio beneficio, viendo hasta donde esas manos, o vendas, o lo que sea que llevamos encima nos permitan ver. Preferimos seguir creyendo lo que creemos, soñando con lo que soñamos, luchando por lo que nos sirve y nos asegura un futuro mas cómodo, pero no necesariamente mejor. Ahí es donde no quiero llegar. Porque cuando me siento cómodo me relajo, no tengo la necesidad de ir a buscar algo más, ni de ayudar a alguien que lo necesite, ni de preguntarle a alguien como realmente está. Enfrentarse a las necesidades del resto nunca será cómodo, sufrir y entregar algo por los demás será aun menos grato, pero cuán necesario es abrir los ojos en este mundo de ciegos voluntarios, en este mundo de ciegos cómodos.

Anuncios

Comenta Aquí:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s